Kimetsu No Yaiba:悲しみに囚われた
Fall of the Heavens

T

e damos la bienvenida a Kimetsu no Yaiba: Fall of the Heavens. ¡Esperamos que tu estadía sea grata! No olvides dar click en los links mostrados abajo, para poder guiarte con más facilidad.

01
Bienvenido
Invitado
03Navegación
02EnlacesDesplegar lista
Afiliados悲しみに囚われた
00/30Élite
00/18Directorios
00/18Hermanos
Agradecimientos a Necromancer Codes y Carhartl, por JS Cookie. reditos: Las imágenes utilizadas no nos pertenecen, créditos a sus respectivos autores. Rol basado en el universo de Kimetsu no Yaiba. Agradecimiento especial a Mayu, Sky y Kaonashi.
Diseñado por Entourage
» diez caractyeres
Black Paper Moon [Priv. Natsuki] EmptyLun Oct 18, 2021 6:43 pm por Fokkusu-san

» Afiliación Élite - Rousseau Academy
Black Paper Moon [Priv. Natsuki] EmptySáb Oct 02, 2021 11:00 am por Invitado

» Keiko Suzuki
Black Paper Moon [Priv. Natsuki] EmptyMar Sep 21, 2021 1:58 pm por Keiko Suzuki

» Peticiones al Staff
Black Paper Moon [Priv. Natsuki] EmptyMiér Sep 08, 2021 4:40 pm por Rengoku Kyojuro

» [Priv] Promesas vacías
Black Paper Moon [Priv. Natsuki] EmptyLun Sep 06, 2021 1:36 pm por Harashi

» Ficha De Personaje | Harashi
Black Paper Moon [Priv. Natsuki] EmptyDom Sep 05, 2021 10:41 pm por Fokkusu-san

» Respite | Priv. Nick
Black Paper Moon [Priv. Natsuki] EmptyDom Sep 05, 2021 1:04 am por Nick Miller

» Registro de PB
Black Paper Moon [Priv. Natsuki] EmptySáb Sep 04, 2021 8:04 pm por Sakura-chan

» The Assassin & The Red Panda [Bei Hí ID]
Black Paper Moon [Priv. Natsuki] EmptySáb Sep 04, 2021 8:00 pm por Sakura-chan

» Pure Hypnotic Powder [Jingyi ID]
Black Paper Moon [Priv. Natsuki] EmptySáb Sep 04, 2021 7:58 pm por Sakura-chan

悲しみに囚われたくはないTablón de anuncios

Japón, El clima es cálido y humedo, recuerda beber mucha agua y proteger tu cabeza de los rayos solares. Las noches son frescas y la comida abunda, aunque también los insectos.
Estación: Verano
Hasegawa InoueCazadora Kanoeí. Ficha más reciente
Rengoku KyojuroHashira - Pilar de las llamas.Personaje destacado
Novedades
Apertura del foro.14 de Agosto —El foro abre sus puertas. Sean bienvenidos a Fall of the Heavens, capitulo 1.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

N08. New User
campo1 frase : I won't suffer, be broken, get tired or wasted, surrender to nothing.
Campo2 Mini imagen : Black Paper Moon [Priv. Natsuki] Sin_tz28
Campo3 Experiencia : 1
Yenes : 1
Salud : 00
Espíritu : 00
Mensaje : 2

Black Paper Moon [Priv. Natsuki] Empty Black Paper Moon [Priv. Natsuki]

Mensaje por Minamoto Ryusuke Mar Jun 22, 2021 8:01 pm


La Era Taisho. Un período que antoja ser uno de gran prosperidad y avance para japón, con la introducción de nuevas tecnologías y la visión del nuevo emperador. Un período de paz que sería largo y fructífero... O al menos así es como debería ser, sin embargo, detrás de una luz siempre hay una sombra: Los demonios acechan aquella paz que las personas disfrutan hoy en día... Lo han hecho durante siglos, desde la aparición del demonio primigenio. Lo único que ha impedido que estos seres destruyan todo a su paso es una organización que ha permanecido oculta para el mundo hasta ahora, un grupo de hombres y mujeres que han jurado dar la vida para proteger a los civiles de los demonios: La asociación de cazadores. Dichos cazadores han dedicado sus vidas a perfeccionar sus habilidades con la espada para cazar a los demonios o se han instruido en otras áreas para darles apoyo a los que van al frente. Entregaron sus sueños, sus anhelos, sus esperanzas, sus ambiciones... Algunos incluso decidieron despojarse de todo tipo de emoción para no verse influenciados por ellas en el campo de batalla.

Nos encontramos en un camino rural cercano a una pequeña aldea, en donde han llegado avisos a la asociación de cazadores sobre problemas de carácter grave: Un ente desconocido ha estado asesinando a los aldeanos que se internan en el bosque, el cual recientemente ha sido bautizado como Bosque Ketsueki. No solo eso: Hay dos monstruos que mantienen bloqueada la entrada a la aldea, asesinando y devorando a todo aquel que intente entrar o salir del lugar. Un ataque de demonios, sin duda alguna. Fue entonces que la asociación decidió enviar a dos cazadores de rango mizunoto para que investigaran y, si podían, asesinaran a los demonios responsables. Uno de ellos era un joven de cabello rojizo que cabalgaba a toda velocidad hacia el lugar con su fiel compañera, una yegua de color marrón con manchas blancas que llevaba una pluma blanca tras su oreja derecha. El joven llevaba su espada nichirin desenvainada y lista para el ataque, que llevaría a cabo en cuanto viera a los demonios que bloqueaban el camino… Y así fue como los encontró:

Mientras cabalgaba por el camino, el joven de cabellera rojiza fue testigo del ataque de dos demonios a tres civiles (Dos mujeres y un hombre). Dos ya habían muerto y estaban siendo devorados por uno de los demonios, mientras que el otro arrinconaba a una de las mujeres en una roca cercana a los muros de la aldea, los cuales eran de madera. El pelirrojo inmediatamente dirigió su yegua en dirección al demonio que estaba devorando los cadáveres, mientras que él se ponía de pie en la montura preparandose para saltar.

-No… Por favor…- suplicaba la mujer, con los ojos llenos de lágrimas y un rostro aterrorizado.

-Krr, luces deliciosa, chica. Las gorditas son mis favoritas- le dijo el demonio, un ser de cabeza deforme con un único cuerno en medio de la frente.

-Mnn, ham… Buaj, el anciano sabe terrible. Ya estaba podrido- reclamó el otro demonio, antes de verse atropellado violentamente por la yegua del pelirrojo, quien una vez cumplido su objetivo volteó hacia su víctima y lanzó un relincho furioso sin quitarle la mirada de encima. Su dueño, momentos antes, había saltado de su lomo y había derribado al demonio clavando su katana en el costado derecho de su cabeza, obligándolo a retroceder para juntarse con su compañero. La mujer se quedó pasmada viendo la espalda de su salvador y a su yegua poniéndose a su lado, haciendo de escudos para ella.

-¿E-Eh?... ¿Quien…?- murmuró la mujer muy sorprendida.

-Atacar a alguien que no se puede defender no es nada honorable- comenzó diciendo el pelirrojo mientras limpiaba la hoja de su espada pasándola por el lado sin filo sobre el costado interior del codo. -Desde ahora yo seré su oponente, demonios- remató diciendo mientras envainaba su espada y tomaba firmemente la empuñadura con la izquierda, preparado para atacar cuando llegara el momento.

-Krr… ¡¿Y quién es este?! ¡Nos ha arruinado la cena!- gritó el demonio cornudo.

-No importa, solo es otro cadáver que viene a ser devorado- le respondió el otro demonio, quien miraba con un rostro serio al pelirrojo y su yegua.

-Qui… ¿Quién eres?- preguntó la mujer a su salvador.

-Un humilde espadachín al servicio del pueblo- le contestó el chico, cerrando sus ojos un segundo para respirar y dirigir una mirada penetrante a los dos demonios.

-Cazador de demonios rango mizunoto. Nieto de un poderoso samurai que contribuyó en la restauración meiji: Minamoto Ryusuke-

Volver arriba Ir abajo

Invitado

Black Paper Moon [Priv. Natsuki] Empty Re: Black Paper Moon [Priv. Natsuki]

Mensaje por Invitado Sáb Jun 26, 2021 10:13 am

Natsuki quien se encontraba vagando por los bosques en busca de algo interesante fue detenida por los gritos de su cuervo. Al parecer, no muy lejos de donde estaba estaban ocurriendo ciertos sucesos cuestionables. Los que vivían en aquel pueblo bien podían pensar que se trataba de algún animal salvaje, pero no para aquellos que conocían la oscura verdad. La existencia de los demonios era un cuento para muchos, utilizado para espantar a los niños o por jóvenes para divertirse. Sin embargo, todas esas historias tenían algo de verdad en ellas. Por supuesto, con el tiempo las historias cambiaban en un sinfín de formas.

La rubia conocía muy bien su trabajo, entendía cuál era su misión y la cumpliría a toda costa. No era de extrañarse que, después de vivir una tragedia, deseara evitar ese destino a cuantas personas pudiera. No obstante, tal acción no era siempre posible y lo sabía, esa idea no fue impedimento para que apresurara el paso. Si bien aún no podía saltar entre los árboles con gran destreza, era lo suficientemente rápida para llegar en poco tiempo. Era joven, inexperta y algo torpe, tenía mucho que aprender de aquel mundo, que por ahora compartían con los demonios.

Corría por el bosque a toda la velocidad que sus piernas le permitían, quería llegar lo más pronto posible. Un solo minuto podía significar la vida o la muerte de una persona y Natsuki no planeaba agregar otra víctima a su lista. Una lista de persona que no pudo salvar, que para su mala suerte se alargaba. Arrugo la nariz, un olor a sangre estaba llegando a su persona y sin pensarlo aumento la velocidad. La adrenalina en su cuerpo ayudándole a que alcanzara esa velocidad que no creía posible. Entre más cerca estaba era capaz de escuchar gritos e incluso el galopear de un animal, un caballo seguramente.

Justo llego para presenciar la acción heroica de lo que asumía era un miembro de los cazadores de demonios. Era evidente que ambos demonios estaban molestos y Natsuki no podía estar más feliz de verlos de mal humor. Aunque algo decepcionada de no ser ella quien causara esa terrible emoción. Sin pensarlo demasiado salto entre algunas piedras y cayó cerca de donde estaba el chico. —Parece que me he perdido gran parte de la diversión— menciono para hacer notar su presencia, acompañada de una sonrisa arrogante. Todo indicaba que esa noche seria larga y algo movida para variar.

Pronto noto los cuerpos del anciano y de lo que parecía ser otra mujer. Por la posición poco normal en la que estaba el hombre era claro que había dejado ese mundo. Sin embargo, parecía que la mujer aún seguía con vida, era difícil verlo por la oscuridad y la distancia que las separaba. Si estaba viva, entonces aun tenían tiempo de salvarla —¡Malditos! — en cuanto pudieran derrotar a esos dos claro estaba.

Natsuki a diferencia del pelirrojo mantenía los brazos cruzados, mostrando poco interés en el demonio cornudo que acababa de gritarles. Su actitud fue suficiente para lograr sacarlo de sus casillas y que fuera este quien atacara primero. No sin antes dejarles muy en claro que ella y su compañero serian parte de su cena. —Me gustaría ver que lo intentaras— mantenía esa expresión sínica con un toque de arrogancia. No supo bien en qué momento todo comenzó, pero ahora mismo estaba usando su nichirin para bloquear un ataque.
Invitado
avatar
Contacto:


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.